21 de Noviembre, Día Internacional de la Espina Bífida.

21 de Noviembre, Día Internacional de la Espina Bífida.

El término Espina Bífida, se refiere a una malformación congénita del tubo neural, en el cual la medula espinal, las meninges y/o vertebras impiden que la columna se cierre completamente, lo que provoca en el momento del parto o la extracción del bebé sufra daños graves que pueden ocasionar discapacidades como: hidrocefalia, daños neurológicos, parálisis. La presencia de esta malformación es tal, que se ha convertido en la segunda causa de discapacidad infantil.

Hay 3 tipos de espina bífida que puede desarrollar un feto :

 

  • Espina bífida oculta: consiste en un pequeño defecto en la formación de una vértebra y no genera ningún tipo de síntoma en el paciente.

 

  • Espina bífida meningocele: se manifiesta como un tejido sobresaliente de la columna vertebral, que contiene en su interior membranas de la capa protectora de la médula espinal y líquido cefalorraquídeo.
  •  
  • Espina bífida meningocele: considerado entre los casos el más grave, ya que el tejido sobresaliente o quiste que se forma en la columna, contiene tejido y líquido cerebroespinal y también parte de los nervios, impidiendo que la médula espinal se desarrolle de manera completa, lo que ocasiona parálisis e incluso la pérdida del sentido del tacto.

Esta fecha se estableció con la finalidad de crear conciencia entre la población para su prevención; el consumo de ácido fólico durante el embarazo es un hábito básico en el embarazo para su prevención.

Melior Medical Magazine invita a sus lectores para informarse sobre este tema, así como difundir la información sobre el mismo, contribuyendo a crear conciencia sobre este importante problema de salud infantil.